La actriz Kristen Stewart se rebeló contra el código de vestimenta del Festival de Cannes, el cual obliga a las mujeres a usar vestido y tacones durante los estrenos de las películas.

75[1]

Como miembro del jurado, la actriz estadunidense llegó a la premier de la película BlacKkKlansman, de Spike Lee, usando un vestido Chanel y unos zapatos Christian Louboutin, y justo antes de comenzar a subir la escalinata de la entrada al teatro, Stewart se quitó los tacones y caminó descalza por la alfombra roja.

Si bien la actriz comentó que tomó la decisión como medida preventiva porque el piso estaba mojado por la lluvia, muchos consideraron su acción como un gesto de rebelión, pues no es la primera vez que Kristen Stewart protesta contra el estricto código de vestimenta del festival.

Hace un par de años, la actriz protestó contra esta norma quitándose los zapatos para posar ante los fotógrafos y dedicarles después un gesto con el dedo medio.

Además, el año pasado, en una entrevista para The Hollywood Reporter, la joven afirmó que usaba tacones porque así lo deseaba, no porque la obligara el código de vestimenta y criticó al festival por esta determinación.

“La gente se sigue molestando si no llevas tacones, pero creo que no puedes pedirle algo así a alguien hoy en día. Es obvio. Si no les pides a los hombres que lleven tacones y un vestido, a mí tampoco me lo puedes exigir. Hace cuatro años aún era bastante distinto: tenías que llevar un vestido. Pero ahora es maravilloso. Ya no puedes exigir nada a nadie”, dijo la actriz.

Stewart no fue la única que este año se rebeló en contra de los códigos de vestimenta, también la actriz francesa Marion Cotillard decidió no seguir las normas marcadas por el Festival de Cannes y durante la presentación de su proyecto 335vistió unas botas planas hasta la rodilla.